¿Es bueno tener sexo en la primera cita?

Aunque la manera de pensar ha cambiado durante estos últimos años, muchas personas siguen creyendo que tener relaciones sexuales en la primera cita es de “gente fácil y sin pudor”, ya sea hombre o mujer, aunque la mujer es la que sale más perjudicada por esta creencia. Un hombre que se acuesta en la primera cita o con cuantas mujeres quiera, entre sus amigos se le denomina “maestro”, “macho”, etc, incluso en el medio social en el que se desenvuelve. Mientras que si una mujer hace lo mismo es tachada como “fácil”, incluso es víctima de nombres no muy decorosos. Preguntarse si te debes acostar con un hombre y cuándo hacerlo es normal, pero la respuesta no es tan sencilla. ¿Habrá alguna diferencia entre acostarse el primer día o el tercero? Sexo en la primera cita ¿sí o no? La verdad no se sabe, es un tema muy complejo, no existen recetas, ni consejos, ya que muchas veces puedes tener sexo a primeras y no pasa más allá, como también suceda que después de una excelente velada, una romántica cena a la luz de las velas y un grato ambiente tu acompañante decida terminar de una forma mucho más entretenida y terminar en la cama. Como también puede que a ti todo esto te confunda y pienses tontamente que “de alguna forma le debes retribuir”, lo que sería un grave error, el que te inviten no quiere decir que debas cancelar el favor, al contrario, piensa en lo valiosa que es tu compañía. Rienda suelta a los deseos Aunque no podemos hacer a un lado la posibilidad de que en la primera cita sientas esa atracción fuerte, que cuando te toca por cualquier motivo se te ponen los pelos de punta, se te acelera el corazón, te encanta su olor, su forma de reír y no te puedes controlar y decides dar rienda suelta a tus deseos. Ahora si esa atracción fue mutua, entonces no hay que culpar a nadie, porque fue parte del momento, puede que sea una sola noche, como puede que no, pero es sólo eso. Lo que debes tener claro, es que no hay nada malo en tener sexo en la primera cita, es algo que depende de ti. Si no quieres, nadie te puede obligar y no serás más o menos tonta o “suelta” por hacerlo o no. Si esto sucede no olvides que sólo puede ser una aventura, y si crees que puede ser algo más duradero y caíste a la tentación, no pienses que por una noche ya eres su “pareja”, porque si para esa persona sólo fue una aventura, que por lo general ocurre, al otro día: “Si te veo no me acuerdo”; luego de eso solemos decir: “desgraciado, mal nacido, sólo quería acostarse y nada más”, entre otros. Ojo, también existe el caso de las copas demás, ya que para algunas hasta un “vinito” las puede volver loquitas. ¿Qué sucede en estos casos? Te liberas, te desinhibes más de la cuenta y vas con todo. No lo piensas y las feromonas enloquecen y ves a los hombres como un filete, tal como ellos acostumbran vernos a nosotras, pero al otro día te da ataque, horror qué hice, que va a pensar de mí, metí las patas heavy!!! La primera impresión es la que cuenta Esto es verdad, la primera impresión es la que generalmente te -o los- deja llevar, pero aún consiente de esto no te dejas de preguntar ¿cómo sería visto tener sexo en la primera cita con una persona a la que acabas de conocer? Generalmente se escucha que es mal visto en la mujer, que la catalogan de fácil entre otras cosas y nunca el hombre la tomaría para algo en serio, solo para pasar un buen rato ¿Qué hay de cierto en eso? ¿Piensan que nos tomarían más en serio si tuviéramos sexo después de varias citas? En mi opinión, uno debe hacer lo que siente y es un riesgo que hay que pasar y jugársela, sin dejar de tomar en cuenta que algunos hombres se desencantan al ver que todo le salga tan fácil, hay que tener muy en cuenta su forma de ver las cosas y siempre conciente de lo que pueda o no pasar, no te puedes quedar esperando que aparezca otra vez, tu vida debe seguir tal cual, no olvides que era un riesgo que si no funciona tienes que terminar por saber enfrentar. Acostarse en la primera cita garantiza el fracaso para muchas mujeres Según una encuesta realizada en Estados Unidos, más de las tres cuartas partes de las mujeres deciden acostarse en la primera cita y luego se preguntan si habrá otra o no. Después vienen las eternas esperas pegadas al teléfono (¿te suena?) La realidad que muestran esos datos es que la mayoría de las mujeres se inclinan por dejarse llevar por su excitación en la primera cita y que tales encuentros terminan siendo decepcionantes en un buen porcentaje de los casos. Si nos fijamos en el tema desde un punto de vista exclusivamente práctico, podría afirmarse que acostarse con alguien en la primera cita casi te garantiza el fracaso. No hay nada de malo en acostarse en la primera cita o en cualquiera de las siguientes, siempre que cada cual sepa lo que está haciendo y lo que cabe esperar de sus propios actos. Si lo que buscas es simplemente una “aventura”, puedes acostarte con él en esa primera cita si quieres, pero no esperes más. Si es una aventura, sólo disfruta el momento. No esperes que te vuelva a llamar o, si tú le llamas, que acepte volver a salir contigo. Otra cosa distinta es que en ese encuentro surja inesperadamente una cosa diferente (sentimientos) y la aventura se transforme en algo distinto. Pero para que eso suceda y llegue a un buen término tiene que surgir en los dos. Si sólo le sucede a uno, producirá sufrimiento nada más. Puntos importantes para no olvidar Existen dos tipos de personas con conceptos completamente diferentes: las que tienen sexo por solo placer con cualquier persona que conocen un “viernes por la noche” y las que ven al sexo como la demostración más pura de amor y únicamente lo llevan a cabo con su pareja. Hay que tener en mente que la gran mayoría de las personas que tienen sexo en la primera cita lo hacen sólo por placer y no tienen ninguna intención de entablar una relación formal en el futuro. Ahora, uno de los puntos del que cual siempre debemos estar concientes es que, si convertimos el sexo en la primera cita en una rutina de cada fin de semana, seguramente nuestra imagen dentro de la sociedad no va a ser muy bien vista, menos ante los ojos de él. Según lo que estemos buscando Los pros y contras de tener sexo en la primera cita varían según los intereses personales de cada uno, del cuidado que se tenga al hacerlo y de la manera en que cada quien lo maneje. Lo cierto es que, si queremos tener una aventura el “sexo en la primera cita” no tiene gran influencia y no causa ningún daño, al contrario, hay que gozarlo al máximo. Pero, si queremos una relación seria y estamos seguros de que queremos estar mucho tiempo con cierta persona, entonces debemos apaciguar nuestros deseos carnales y esperar un tiempo, postergar el encuentro sexual le dará más fuerza a la relación. Y lo más importante de todo: siempre hay que cuidarse y utilizar condón para no contraer ninguna enfermedad o tener un embarazo no deseado. Por Alejandra Osses, para Elamaule.cl

Filed Under: Opciones

Tags:

About the Author:

RSSComments (0)

Trackback URL

Los comentarios están cerrados.