Gran Hermano 2015 no es lo que esperaban

11226933_400715843465921_2300879473650664321_nLa casa de Gran Hermano, esta viva, respira, pero esta lejos de latir. Con quince días de encierro, los “hermanitos “no generan el contenido esperado con la vuelta del reality, sin embargo Pamela David y su equipo, con mucha remada, consiguen noche a noche el empujón externo que le falta a cada uno de los participantes. Gran Hermano, el debate sostiene la casa con esfuerzo y con mucho de lo poco que pueden encontrar adentro. En materia de números, El debate consiguió duplicar a su antecesor, Zapping, e incluso hacerle sombra a “La gala“. “La casa está que arde, mañana se va un hermanito”, alentaba Pamela David mientras la cámara daba cuenta de todo lo contrario enfocando a los nominados relajados en el living, pero enseguida Gastón Trezeguet encontró los pro y los contras en cuanto a la salida de los nominados y especuló con el voto de la gente para ampliar el debate al que rápidamente se sumó Sofía Gala reafirmando su poca afinidad con el posible eliminado, mientras el estudio hacía lugar para el encuentro entre los familiares y amigos de los nominados con el objetivo de conocer los secretos que los mismos participantes decidieron ocultar. América sabía que la llegada de Gran Hermano a su señal iba a traer también riesgos y dificultades, sin embargo decidió redoblar esfuerzos y ocuparse de generar el interés que el reality más famoso de la televisión necesita.

Filed Under: Sin categoría

About the Author:

RSSComments (0)

Trackback URL

Los comentarios están cerrados.