Morena Rial y el bullying que sufrió en el colegio: “Me tiraron por las escaleras”

Desde muy chica, Morena Rial (30) tuvo que soportar burlas en torno a su aspecto físico y su familia. De hecho, en más de una oportunidad, la hija de Jorge Rial (57) contó que debido al bullying que vivía en el colegio un día le dijo a sus padres que no quería ir más a clases.

¿Pero qué le hacían a More? La joven mamá y actual participante del Súper Bailando recordó en un móvil de Siempre show (Ciudad Magazine, a las 20) un violento episodio que vivió en su adolescencia y alertó acerca de los peligros que conllevan dichos maltratos.

 

Tras remarcar que en todas las escuelas en los que estudió sufrió bullying, la hija mayor del conductor de Intrusos (América, a las 13) aseguró ante las cámaras: "Sufrí mucho. No tenía amigos. No me querían. Me tiraron por las escaleras. Me tiraron cosas".

La reacción de los conductores Noelia Antonelli y Tomás Dente no fue menor por lo que Morena aclaró: "Sí, me tiraron por las escaleras, me sacaron el hombro de lugar, me hicieron un montón de cosas en el colegio".

Y ante la consulta de si sus padres intervinieron en aquel entonces, la hija de Rial dijo que sí y que además, por eso "le pusieron el psicólogo".

 

"A lo último dejé de ser la boluda que se dejaba hacer todo y quería asesinarlos. Ahí me llevaron al psicólogo como si yo hubiese estado mal, cuando en realidad lo que yo les quería hacer entender era que los que me estaban molestando eran ellos", remarcó la joven.

Y rápidamente agregó: "Nunca hice nada fuera de lugar ni lastimé a nadie como lo hicieron conmigo, pero me hubiera gustado... Ahora tengo un hijo, una familia, no me dejo llevar por el qué dirán pero fue complicado".

 

Entonces, Morena también habló de los maltratos recibidos por su propia madre, Silvia D’Auro, la ex mujer de Rial. "La padecí desde que tengo uso de consciencia, hasta de mi propia mamá la sufrí. Ella me decía me decía de todo. Lo ha dicho por tele, que además de gorda era adoptada", recordó con la seriedad que merece ese tema.

En tanto, fue contundente cuando le consultaron sobre el sentimiento hacia su madre. "No la perdono. Las personas que no tienen perdón, no tienen perdón", reconoció.

Y completó: "A muy pocos perdoné... después del bypass (gástrico) mi vida cambió. Tengo 60 kilos menos y lo que me digan ya no me importa. Más que estético fue un cambio de salud... es superarse y superarse".

Entonces, antes de terminar la entrevista, la joven mamá dijo que nunca pensó en sacarse la vida aunque muchas personas si lo hacen.

"El bullying no va a dejar de pasar lamentablemente y cada vez es peor. Es el foco de la muerte de muchas personas, del suicidio, muchos se matan por esto y la pasás mal. Si te bardean por Instagram son boludeces, pero cuando lo vivís frente a frente eso sí es difícil", cerró.

Compartir

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Te puede interesar

EntreFilete Noticias