Bake Off Argentina: Unl primer desafío grupal con complicaciones

En el cuarto programa de la tercera temporada de Bake Off Argentina, los aspirantes al mejor pastelero del país enfrentaron el primer desafío por equipos. En esta ocasión debieron preparar postres típicos de un bodegón: arroz con leche, vigilante, mousse de chocolate, budín de pan, panqueques, sopa inglesa y flan, pero reversionados.

El único que no se mostró feliz por tener que trabajar en equipo fue Hernán, el ganador de los dos primeros desafíos. “Soy muy obsesivo con los detalles”, adelantó el arquitecto. La división en grupos se estableció de acuerdo a sus ubicaciones, pero todavía faltaba un detalle: ponerse de acuerdo para ver quién se haría cargo de cada postre. Carlos, en principio, decidió que Hernán se hiciera cargo del vigilante, aunque él hubiese preferido otra preparación. A su vez, Ximena quería realizar el arroz con leche, pero quien ganó la pulseada fue Facundo.

Como viene ocurriendo desde el primer programa, los retos y los accidentes no faltaron: a Kalia se le cortó la mousse de chocolate, y tuvo que empezar de nuevo. Gino recibió un llamado de atención de Damián Betular y Dolli Irigoyen, por dejar en el piso la batidora.

A Hernán se le quemaron las batatas. Por eso, le pidió a Gabriel -el miembro del otro equipo que estaba realizando su misma preparación- que le prestara una. Y aunque se escuchó a Kalia negándose a su pedido, el taxista accedió a ayudarlo. Un pedazo de esa misma batata casi da de lleno en la cara de Pamela Villar, cuando la jueza se acercó a la isla del concursante mientras cortaba el tubérculo.

Compartir

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Te puede interesar

EntreFilete Noticias